24/4/18

Antonio Contreras: "La presión de ascender me la impongo yo mismo"

Entrevista exclusiva a Antonio Contreras, técnico del Málaga Femenino, equipo campeón del grupo IV de la Segunda División femenina y que disputa la fase de ascenso a la Liga Iberdrola 2018-19.

www.malagacf.com/academia/femenino

Antonio Contreras (Badajoz, 1977), técnico del Málaga Femenino, es uno de los entrenadores más interesantes que se desarrollan en el fútbol femenino en España. A su gran trayectoria (que incluye a equipos como Levante UD, Atlético de Madrid o Arsenal) se le suma que el hecho de que es una persona que tiene un don claro, un talento interpersonal obvio, basta con compartir algo de tiempo con él.

El Doctor Howard Gardner desarrolló la teoría de las inteligencias múltiples y nos da las claves a la hora de describir la inteligencia interpersonal, en el sentido que habla de personas que destacan por liderar grupos, por conocer las motivaciones de sus miembros, por saber interpretar sus sentimientos y por ser excelentes comunicadores. 

Justo eso es lo que más me llamó la atención de mi encuentro con Antonio Contreras, en el sentido que supo trasladarme con facilidad a su manera de entender el fútbol femenino, de lo que exige (en el sentido de que es una apuesta personal, no solamente profesional, muy fuerte) y la pasión con la que se desenvuelve. 

Siempre cumpliendo los objetivos temporada a temporada y arriesgándose en sus decisiones, en el curso 2017-18 asumió el reto de construir un equipo, un proyecto que no debe ser efímero. Con tres años de contrato, el primer paso ya lo ha dado esta temporada, una vez que además de ser campeón del Grupo 4 de la Segunda División, es un equipo al que merece la pena verlo jugar.

A continuación les dejo con la entrevista:

En los últimos años le hemos visto formando parte de proyectos importantes, ¿cómo surge, por ejemplo, su trabajo en el Arsenal?

Gracias a mi amigo Pedro Martínez Losa que me ofreció compartir la experiencia del Arsenal y de este modo hemos trabajado varias pretemporadas. Esto supone una gran oportunidad y más al lado de una persona a la que aprecio.

Siempre ha cumplido los objetivos propuestos cada temporada, ¿cuál es la clave para lograrlo?

Tras formar parte del cuerpo técnico del Puebla, logrando disputar una final de la Copa, llegué al Atlético de Madrid en un momento complicado, logrando ser cuartos en la liga, posición que también logramos en Levante UD mejorando la situación existente cuando llegamos. 
Todo, es cierto sentido, gracias a que hay quién confía en ti y en el grupo de trabajo que se conforma. También, está claro, a las jugadoras que aguantan lo pesado que soy en cuanto a la exigencia. 
Ellas deben estar convencidas en que toda esa exigencia que, primero me pido a mi mismo, y es el camino para lograr los objetivos. 
El resultado no solamente es a nivel de club, ya que en diferentes momentos hemos conseguido que nuestras jugadoras sean llamadas a las diferentes selecciones españolas, como la absoluta y la sub 19.



Me llama la atención la huella que ha dejado por ejemplo en la afición de Levante UD...

Bueno... Hice una reflexión hace unos días con compañeros de medios de comunicación. Hay algo que en una entrevista no se ve, que es que lo hemos intentado conseguir siempre, un buen vestuario.
Esto es algo que todos buscan y que hay que trabajarlo mucho. Este es el comienzo de poder centrarse en objetivos, porque si no, todo lo demás es imposible. 
Creando un buen vestuario, consigues cada vez llegar más lejos enganchando a aficionados que se convierten en gente que te aprecia y que te sigue. 
Cuando alguien se acerca al fútbol femenino y ve a jugadoras que transmiten valores se termina enganchando. 
"La clave del éxito es crear un buen vestuario" 

Y en este contexto, ¿cómo surge el reto del Málaga Femenino?

Surgieron varias opciones de entrenar a equipos en la Liga Iberdrola, si bien eran proyectos de un año. También estuve cerca de dirigir a la selección de Puerto Rico, pero cuando el Málaga me transmite la ilusión de su proyecto decido venir. Desde luego que no me arrepiento, estoy contentísimo y espero que todo salga bien. 

Vemos que el proyecto del Málaga es eso, un proyecto a medio y largo plazo, ¿tienen la presión de ascender?

Es una pregunta interesante, pero tiene un matiz. Firmo por tres años, con un objetivo claro: el ascenso. En este sentido, la cuestión no es ascender este año, pero ocurre algo, la presión me la pongo yo mismo encima de la mesa. 
El club necesita alegrías, por parte de nosotros o de otros equipos de la academia, pero es que también las chicas necesitan estar en primera, así que la respuesta es clara. La presión es para mí y yo seré el responsable si el equipo no logra el ascenso.  

¿Cómo encaran la fase final?

Pues debemos respetar a nuestros rivales, en el sentido que todo empieza de cero. No vamos a relajarnos e iremos a por todas.  

Me ha llamado la atención la presencia de la presidenta, Hamyan Al Thani, por ejemplo en el partido que jugaron en Sevilla ante Híspalis, ¿cómo valoran este apoyo?

Es importantísimo, porque cuando hablas con jugadoras para venir al Málaga y se dan cuenta de la cercanía de una presidenta como ella, se advierte como el proyecto no es pequeño. 
Nuestra presidenta es una dirigente que da la cara, que quiere a su club y que siente un cariño especial por sus jugadoras y que vela por el profesionalismo de la modalidad. Esto nos hace más fuertes, y la manera de agradecerle su apoyo es dándolo todo en el campo.



En ese partido, que era el último de la primera fase, además recibieron el homenaje de su rival, Híspalis, que les hizo el pasillo propio de los campeones...

Fue una sorpresa, y queremos darle las gracias al equipo. Es un mundo en el que se generan polémicas por cuestiones parecidas, vemos como en el fútbol humilde como se respeta y como se puede enganchar a la gente con detalles como este. 

Imágenes interiores: Jaime Durán y Luis Miguel Carbajo.