6/6/16

Tres partidos de... Ricardo Cadú

Siguiendo la serie "Tres partidos de..." repasamos la carrera del defensa central Ricardo Cadú, capitán del mejor equipo del  CFR Cluj rumano en toda su historia. 


Con experiencia en Paços de Ferreira y Boavista, Ricardo Cadú tuvo un inolvidable paso por el CFR Cluj de la liga de Rumanía a través de 8 temporadas fantásticas, en las que el equipo ganó tres liga, tres copas y dos supercopas, además de disputar la Champions con cierta asiduidad. Fuera de Portugal también jugó en el AEL de Limassol.

Fuerte y potente ha sido uno de los mejores defensas portugueses en la última década, llegando a disputar cerca de 500 partidos oficiales a lo largo de su carrera. En la temporada 2015-16, a servicio de Gil Vicente, jugó 31 partidos y fue capaz de marcar 6 goles, en la Ledman LigaPro.

A continuación, Cadú nos comenta sus tres partidos:

Temporada 2010-11. CFR Cluj 1-1 AS Roma. Champions League, fase de grupos. 12-08-2010.

Recuerdo que el técnico de la Roma era Claudio Ranieri y Toti jugaba en la punta, con Julio Batista. Fue un partido muy difícil ante un equipo lleno de estrellas. Sentí que estaba cumpliendo un sueño al enfrentarme a jugadores que eran mis ídolos, como Toti. Obviamente estaba un poco nervioso en la previa, pero en cuanto  comenzó el partido me sentí como en cualquier otro partido. 

Temporada 2012-13. Manchester United 0-1 CFR Cluj. Champions League, fase de grupos. 5-12-2012. 

Fue una victoria histórica, ya que era la primera vez que un equipo del este conseguía imponerse al gigante de Manchester. Fue especial en todos los sentidos, ya que nos dio la tercera plaza del grupo y empatamos con el Galatasaray a puntos. En este partido me enfrenté a uno de los mejores delanteros ante los que me he puesto a prueba, Wayne Rooney (junto a Toti de la Roma y Muller, del Bayern).

Temporada 2010-11. Bayern de Munich 3-2 CFR Cluj. Champions League, fase de grupos. 19-10-10.

A pesar de haber perdido fue un partido que me marcó porque supuso mi debut goleador en la fase de grupos de la Champions League. Mi gol nos puso por delante y durante el partido me vi las caras con Mario Gómez, quien me planteó un partido muy difícil, por su altura y fortaleza. 

No es casualidad que haya elegido tres partidos representando al Cluj, ya que, a nivel profesional, fueron los mejores momentos de mi carrera. Además cumplí un sueño de niño al disputar la Champions.